Delitos contra la propiedad intelectual y daños al posicionamiento web (vía blogs)3 minutos de lectura

The following two tabs change content below.
Consultor y Estratega en Social Media y Marketing Digital. Mentor en redes sociales y marca personal. Escritor. Conferenciante. Formador. HootSuite Ambassador Lat-Am y España. Profesor de comunicación digital y marketing digital. Director de formación y profesor en Escuelas de Negocio y centros de estudios. Asesor de empresas en las Cámaras de Comercio de la Comunidad Valenciana.

Las alertas de Google son herramientas elementales para la detección de presuntos fraudes, presuntos plagios y presuntos delitos contra la propiedad intelectual. Bien configuradas nos pueden ayudar a la detección temprana de propietarios de blogs o de sitios webs en los que publican y alojan, sin el consentimiento expreso de sus propietarios, contenido original. Si bien esto pudiera considerarse una ayuda para la difusión de contenidos, también daña sustancialmente el posicionamiento de elaborados artículos y contenidos, por el hecho de que Google los encuentre duplicados en la red.
Es el caso de un blog que he encontrado gracias a una alerta de Google, y cuyo contenido reproduzco en su totalidad en una imagen, para evitar que luego me acusen a mí de mentiroso. En la imagen he incluido todo el material que cuenta el sitio web de este individuo, y al final de la página, he querido resaltar la ubicación de mi artículo en su archivo del blog, para que quede palpable la usurpación de contenido.

Si bien me cita como autor de la publicación, e incluye un enlace (aunque con código de Google Analitics para su monotorización, no entiendo muy para qué) a la ubicación original de mi artículo, este personaje no cuenta con autorización expresa por mi parte, ni verbal ni escrita, ni consentimiento, para reproducir de manera alguna este contenido de propiedad intelectual y moral.

He dejado dos comentarios en los que le solicito que borre de inmediato su contenido, y he quedado a la espera para que me comunique la razón de su actividad. Por lo que he podido escudriñar en su blog, apenas sí existe una entrada que sea suya propia. Todas las demás son de medios dispares, que entiendo usa para reunirlas en un único lugar, y me imagino que sin autorización expresa de ninguno de sus propietarios.

Como no quiero dar rédito a su autor, en el titular del artículo incluyo un montaje en imágenes de su presencia en la red.

Hay que perseguir este tipo de acciones y de usuarpaciones.

Según reza el la postura de Enciclopedia jurídica, los delitos contra la propiedad intelectual son “conductas que atacan aquella propiedad integrada por derechos de carácter personal y patrimonial, que atribuyen al autor la plena disposición y el derecho exclusivo a la explotación de su obra, conforme a la definición que de Propiedad Intelectual se recoge en el artículo 2 del Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Propiedad Intelectual. Se trata de derechos de carácter personal y moral, irrenunciables e inalienables, como son el decidir si la obra ha de ser divulgada y en qué forma, exigir el reconocimiento de la condición de autor, impedir cualquier ataque a la integridad de la obra, o la capacidad de modificarla sin perjuicio de terceros, etc. Los derechos de explotación de la obra corresponden también al autor de la misma, como son el derecho de reproducción, distribución, comunicación pública y transformación”.


#TheSocialMediaLab ofrece servicios de consultoría y de formación en redes sociales. Infórmate de los cursos en . Si quieres informarte de nuestros servicios, entra en http://www.contactme.com/4ded560c3842590001006cbb/embed.

Si buscas empleo, mi ebook te ofrece ‘Cómo usar las redes sociales para conseguir un empleo’. Puedes descargarlo en http://www.bubok.es/libros/216096/Como-usar-las-redes-sociales-para-conseguir-un-empleo.

Deja un comentario

1 opinión para “Delitos contra la propiedad intelectual y daños al posicionamiento web (vía blogs)

  1. Al menos no ha tardado ni dos horas en reaccionar y ha eliminado el contenido que había publicado en sus dos blogs. Los dos completamente idénticos. Una acción que no aplaude a la otra. Hay que tener cuidado con lo que se hace.

Déjanos tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.